Graneros

Las arduas tareas de un granero

Los graneros son lugares muy controlados que resguardan el esfuerzo de meses de trabajo en el campo. En estos lugares nunca se descansa, en Grupo SACSA te invitamos a que conozcas a continuación las actividades que se llevan a cabo todos los días.

Es común que los agricultores almacenen su cosecha en graneros por periodos que van de un año a dos, dependiendo de los precios y la expectativa del mercado. Los graneros aseguran la preservación de la cosecha en perfecto estado por medio de procesos de secado, clasificación, desgranado, limpieza, tratamiento y almacenamiento. El proceso depende de la semilla y el estado en que se recibe.

La cosecha es el paso previo a iniciar el proceso de almacenaje del grano y normalmente consiste en demorar la colecta para que el grano pierda humedad y se ahorre en el proceso de secado. Pero en este punto se aumenta el riesgo de sufrir ataques de insectos, aves y pudriciones.

El secado radica en reducir la humedad del grano ya sea usando métodos naturales o artificiales, por medio de secadores mecánicos que garantizan un producto de mejor calidad, aunque a un mayor costo.

Si se requiere almacenar maíz, el desgranado es una etapa indispensable y delicada que si no se realiza correctamente puede dañar la semilla. Las desgranadoras mecánicas deben estar ajustadas correctamente, además se recomienda que los cilindros estén cubiertos con bandas de goma para minimizar los daños.

El tratamiento consiste en aplicar a la cosecha un protector de granos para prevenir el ataque de insectos y hongos cuando el grano esté almacenado. El protector es una especie de insecticida que previene el inicio de infestaciones, sin embargo no son adecuados para controlar infestaciones fuertes. Para que un insecticida sea empleado como protector de granos debe cumplir con las siguientes características: ser efectivo contra varias plagas, económico, de uso seguro, no dejar residuos peligrosos, no ser tóxico al grano ni a los consumidores de éste, no afectar la calidad, el gusto o el olor del grano, no ser explosivo ni corrosivo.

Por último, el almacenamiento se realiza bajo condiciones sumamente controladas para preservar la calidad del grano, es oportuno señalar que la calidad del grano no mejora con el almacenamiento, sino que solamente retarda su deterioro. Los dos factores que más influyen en la longevidad de la cosecha son la temperatura y la humedad. Para detectar la presencia de irregularidades en los granos que ya reposas en los depósitos se inspeccionan por lo menos mensualmente, tomando muestras de granos de varias partes del contenedor.

Amigo agricultor, permítanos poner a su disposición una amplia gama de servicios a través de nuestros Asesores Técnicos SACSA llamando al teléfono (672) 727 1221 o visitando nuestras instalaciones en Carretera. J. Aldama No. 1620 Poniente en Navolato, Sinaloa, México.

Nosotros nos ocupamos de todo. Usted tranquilo.

Para Otras noticias Visita:

 

www.queo.mx

www.gruposacsa.com.mx

Queo es el proveedor de los Servicios Web de Grupo Sacsa

Sobre Arabuko